SUÁREZ ABRIÓ LA LATA ANTE EL VALENCIA

Coutinho asiste a Suárez para dar el primer golpe al Valencia

Coutinho y Suárez, celebrando el gol marcado al Valencia
14/04/2018

El ariete uruguayo del FC Barcelona, Luis Suárez, se reivindicó tras su mal partido en el Olímpico contra la Roma y abrió la lata frente al Valencia este sábado en el Camp Nou, merced a una gran asistencia de Philippe Coutinho desde la derecha

El FC Barcelona mejoró ostensiblemente la versión este sábado en comparación al duelo de Champions League contra la Roma, y no tardó demasiado en asestar el primer golpe ante el Valencia. Luis Suárez recibió una buenísima asistencia de Philippe Coutinho en el interior del área y, con un disparo raso por el palo corto, logró batir a Neto para adelantar al Barcelona en el marcador. Fantástica conexión entre los dos antiguos compañeros en el Liverpool, que siguen demostrando entenderse a la perfección también en el Barça.

El conjunto azulgrana empezó dominando el partido en la primera mitad frente al Valencia, y aunque los 'chés' dispusieron de algunos acercamientos muy peligrosos, puede decirse que los culés mostraron un juego mucho más atractivo y ofensivo que el del pasado martes en Champions.

Buena versión del FC Barcelona

Lejos de hundirse, el Barcelona salió muy motivado y el gol de Luis Suárez fue sólo la confirmación de ello, dado que el equipo de Valverde ya había dispuesto anteriormente de otros acercamientos peligrosos al interior del área de Neto. Precisamente el brasileño había evitado minutos antes una clara ocasión de gol de Jordi Alba, en una de sus internadas al ataque.

El caso es que, con el gol de Luis Suárez al Valencia para abrir la lata, el uruguayo logró llegar a los 23 goles marcados en la presente edición de LaLiga Santander 2017-18, mientras que ya es el décimo gol que anota ante el Valencia desde que aterrizó en el Barcelona, habiendo convertido al conjunto 'ché' en el equipo español al que más dianas ha conseguido marcar.

Estuvo a punto de asistir a Leo Messi

Poco después de transformar el gol, se sacó un buen centro de la manga para que Leo Messi rematara desviado contra la portería de Neto. El Barcelona, en definitiva, pareció -a tenor de lo visto en la primera mitad- recuperado anímicamente del duro varapalo recibido en Champions League.

Y Luis Suárez, en particular, logró reivindicarse en LaLiga de la mala racha que acumula en la competición europea, en la que no ha estado nada fino de cara a portería durante los últimos meses. La premisa de Luis Suárez y del Barça es clara: ganar todos los partidos que quedan. Por cierto, el charrúa ya acumula 100 partidos marcando con el Barça.