Leo Messi, durante el Barcelona-Slavia

CORRIERON MÁS QUE EN PRAGA

El despliegue físico tampoco ayudó al Barcelona, que acabó silbado

Publicación:6/11/2019 - 08:06h

Actualización:6/11/2019 - 10:13h

El FC Barcelona no sale del agujero y, contra el Slavia Praga, rompió la racha de victorias que acumulaba en los últimos partidos disputados en el Camp Nou

Entradas para los partidos del FC Barcelona

El FC Barcelona retomaba este martes la Champions League en el Camp Nou con la intención de olvidar la bochornosa derrota del equipo contra el Levante en el Ciutat de Valencia y dejar encarrilado su pase a octavos de final de la máxima competición europea. Sin embargo, los culés no fueron capaces de superar al Slavia de Praga.

El equipo de Ernesto Valverde fue capaz de dominar el encuentro, aunque solamente encontró clarividencia ofensiva a través de las acciones de Leo Messi. El resto del equipo volvió a estar plano, Con Antoine Griezmann y Ousmane Dembélé nuevamente inoperantes y con un 4-2-3-1 que no funcionó y que echó de menos al tocado Arthur en la circulación.

Además, el FC Barcelona hizo un despliegue físico mayor que el de Praga hace un par de semanas. En ese partido, los azulgranas corrieron 106,987 kilómetros (y no 100, como sugería la web de la UEFA al principio y acabó rectificando) y el Slavia de Praga 123,422 (en lugar de los 115,184 que valoró la UEFA en primera instancia).

En esta ocasión, el FC Barcelona se desplegó más y corrió 111,057 kilómetros entre todos sus jugadores, unos cinco más que en el partido de Praga (el Slavia corrió 125,318 en el Camp Nou, un par más que en el primer duelo), pero ni así consiguió ganar el partido adelante. Faltó nuevamente clarividencia en la medular y un ataque más incisivo.

Solo Ansu Fati arrojó luz

Tal vez Ernesto Valverde tenga que plantearse los galones que tiene cada uno en este FC Barcelona. Ansu Fati, que se tiró casi un mes y medio sin jugar ni un solo partido, generó más peligro este martes él solo que Griezmann y Dembélé en todo el choque. En especial por dos pases deliciosos a Messi y Rakitic que estuvieron a punto de convertirse en gol. 

Se echó de menos la presencia de Luis Suárez, que esta temporada está fino y que ya salvó al equipo contra el Inter con dos goles que, dadas las circunstancias, son de oro. El Camp Nou, harto de la trayectoria del equipo hasta ahora y pese a que Piqué pidió paciencia, la tomó con el equipo y hubo silbidos durante y tras el encuentro. 

Próximo partido del FC Barcelona

Champions League | Ida
FC Barcelona
Bayern Munich

FC Barcelona - Bayern Munich

Viernes, 14 de agosto de 2020 21:00h
Estadio Camp Nou
Calendario FC Barcelona
Contenido relacionado
Hoy destacamos

Lo más leído