luis-suarez-124298.jpg

Suárez y Neymar volvieron a salvar al FC Barcelona (1-2)

Suárez y Neymar volvieron a salvar al FC Barcelona (1-2)

Publicación:21/02/2016 - 11:14h

Actualización:

Entradas para los partidos del FC Barcelona

El FC Barcelona consiguió vencer, no sin problemas, a una UD Las Palmas que dio la cara ante su afición y puso las cosas muy difíciles en el Estadio de Gran Canaria. Un gol de Luis Suárez y otro de Neymar Jr, tras una buena jugada del uruguayo, sirvieron para ganar los tres puntos

Las Palmas 1-2 Barcelona- Vídeo resumen y goles del partido
 Tickets  | Entradas para todos los partidos del FC Barcelona

El FC Barcelona vistió de azul eléctrico en Las Palmas este sábado con el claro objetivo de sumar tres nuevos puntos en la clasificación que sirvieran para, como mínimo, mantener la ventaja de seis puntos de distancia con respecto al Atlético de Madrid en la lucha por el liderato de la Liga BBVA. Los primeros minutos del encuentro contra el conjunto canario, sin embargo, demostraron que los de Quique Setién venderían caras sus cabezas. Los locales apretaban arriba, presionaban la salida de balón de los centrales azulgrana y se acercaron en varias ocasiones a la portería de Claudio Bravo durante los primeros cinco minutos de partido, provocando algún que otro córner y también protagonizando los dos primeros disparos del partido, que rebotaron contra la defensa culé.

El Barcelona no había salido del todo concentrado en el Estadio de Gran Canaria y le costaba imponer su ritmo y marcar la personalidad blaugrana en el partido, pero lo que tiene este Barça en comparación con el de años anteriores es que, sin necesidad de dominar, es capaz de ser letal. Y es que, en el minuto 6 de partido y en un contraataque muy bien trenzado del Barça, Andrés Iniesta superó con un gran regate a su par para avanzar hacia la frontal del área, desdoblar el balón a la banda izquierda de Jordi Alba y permitir que el lateral azulgrana, con un preciso pase de la muerte al punto de penalti, asistiera a Luis Suárez para que éste estrenara el marcador con una gran definición, elevando el balón a la escuadra con el portero Javi Varas ya en el piso. El FC Barcelona se había avanzado en el marcador sin apenas esfuerzo, aprovechando un desajuste defensivo del Las Palmas y colocando a Luis Suárez ya con 24 goles esta temporada en Liga BBVA.

El Las Palmas aprovecha los errores del Barça


Sin embargo, la alegría no duraría demasiado a los de Luis Enrique. En el minuto 10 de partido, tras una jugada iniciada por Tana, un taconazo excelso de El Zhar dejó solo delante de Bravo a Willian José, quien no falló a la hora de superar al chileno con un disparo que se coló por debajo de las piernas del guardameta del Barça. En el taconazo previo al gol, Jordi Alba no siguió al resto de sus compañeros en defensa y habilitó a José, que de lo contrario se habría quedado en fuera de juego. Tras el gol del empate, la UD Las Palmas se vino arriba y siguió apretando en la salida de balón, aunque el Barcelona fue conectándose poco a poco para salir con facilidad de la presión e instalarse en el último tercio del terreno de juego, encerrando a los locales. En cualquier caso, algunas pérdidas de balón azulgranas provocaron contraataques peligrosos del Las Palmas, como uno que finalizó con un disparo de Momo desde fuera del área que se marchó ligeramente desviado por encima de la portería de Bravo. El Barça generaba peligro cuando tenía el balón, pero sufría sin él y no tenía el control absoluto de la posesión, notándose increíblemente la ausencia de Sergio Busquets.

El Barça no tenía equilibrio en el juego, y lo pagaba con acercamientos de los locales que desataban las onomatopeyas del público. Los centrocampistas no terminaban de conectar con el tridente formado por Neymar, Messi y Luis Suárez, siempre bien marcados por uno o dos defensores. No era tampoco la tarde de Jordi Alba, que perdió más de un balón comprometido y demostró que no llega en la mejor forma posible de cara al partido de ida de Champions contra el Arsenal del próximo martes, teniendo en cuenta que el fin de semana pasado ya cometió un penalti inocente contra el Celta de Vigo en el Camp Nou. Por fortuna para los culés, el Las Palmas no encontraba demasiada profundidad entre líneas durante la segunda parte de la primera mitad.

Luis Suárez, Doctor Jekyll y Mr. Hyde


La fortuna, no obstante, le faltó también a Luis Suárez en la frontal del área pequeña de Javi Varas cuando, tras un centro milimétrico de Leo Messi, remató de cabeza fuera cuando lo tenía todo a favor para colocar el segundo gol del Barça en el marcador. El uruguayo se lamentó durante treinta segundos cerrando los ojos y abrazándose al palo derecho de la portería de Varas, consciente de que había perdido una gran oportunidad, pero decidido a continuar dejándose la piel sobre el césped. El Barça, sin practicar un juego brillante, continuaba acercándose a la portería de la UD Las Palmas, errando sin embargo en el último pase y algo falto de acierto en la definición.

Con 1-1 en el marcador, el partido estaba encallado traspasada la media hora de juego y a pesar del gran partido de Sergi Roberto, que estaba en todas partes apoyando a sus compañeros. El equipo culé se sustentaba gracias al buen trabajo de Roberto y la intensidad de Luis Suárez, pero a nivel colectivo los blaugrana cuajaron una primera parte demasiado irregular, sin dar muestra de la superioridad técnica que les caracteriza y pagando posiblemente el cansancio acumulado de los últimos encuentros del mes de febrero, a pesar de las rotaciones de Luis Enrique. Un milagro de Luis Suárez en la banda derecha, sin embargo, volvió a conectar al Barça. El uruguayo realizó una jugada de funambulista en el extremo derecho, desbordando a su marca y centrando un pase de la muerte para Messi, cuyo remate fue repelido por Varas. El oportunismo de Neymar, que recogió el rechace para enviarlo al fondo de la portería, permitió al Barça irse al descanso por delante en el electrónico.

El Barça se conecta y desconecta como un enchufe


La segunda mitad empezó con un cambio, el de Ivan Rakitic por Arda Turan, debido seguramente a la amarilla del turco y al hecho de que Luis Enrique buscaba más equilibrio en el centro del campo para controlar mejor la posesión de balón y, en resumidas cuentas, el partido. Y la fórmula empezó a surtir efecto pocos minutos después de que se iniciara el segundo tiempo, con una buena jugada desde la banda derecha que terminó con un pase de la muerte para un Luis Suárez que, incomprensiblemente, volvió a errar una ocasión muy clara justo delante de la portería, de nuevo con todo a favor. Y es que el charrúa estaba siendo el gran protagonista del encuentro, tanto por su gol y mágica jugada para el segundo del Barça como por los dos fallos a la hora de definir a bocajarro.

El FC Barcelona estaba mucho más organizado sobre el césped que en el primer acto, tenía más el control del partido y disponía de acercamientos y ocasiones claras, pero no conseguía transmitir esa superioridad en el marcador y anotar el gol de la sentencia. Con el paso de los minutos y superado el minuto 55, sin embargo, el Las Palmas resucitó colectivamente y, durante algunos minutos, llegó a disputar la posesión del esférico al FC Barcelona, generando peligro para la portería de Claudio Bravo gracias a la buena técnica y capacidad ofensiva de Tana, Viera, Momo y Willian José, muy activos y móviles en ataque, dificultando el trabajo a Mascherano, Mathieu, Alba y Alves.

El Barça juega con fuego en las Canarias


En el minuto 70, Luis Enrique decidió dar descanso a un Sergi Roberto a priori con molestias, siendo relevado del terreno de juego por Vermaelen. El técnico asturiano, a falta de pocos días para el partido contra el Arsenal, no quiso arriesgar con el estado físico del canterano y lo mandó a las duchas, marchándose Mascherano a la posición de pivote defensivo. La salida de Sergi Roberto provocó que el juego fuera todavía más irregular, repleto de balones divididos y una posesión de pelota muy disputada. El partido estaba 1-2 para el Barça y nada estaba sentenciado a falta de veinte minutos para el final. Sergio Araújo, que había entrado a falta de un cuarto de hora para el final, efectuó un disparo desde fuera del área que se marchó ligeramente desviado por encima de la meta de Claudio Bravo. El Barça esperaba a la UD Las Palmas detrás, y eso podía ser peligroso.

A falta de diez minutos para el final, el Las Palmas se venía cada vez más arriba y el FC Barcelona mostraba su versión más defensiva, con la voluntad de aprovechar algún contraataque que sirviera para acabar de sentenciar el encuentro. En el minuto 83, el Barça seguía jugando con fuego. Sergio Araújo, otra vez con un disparo raso desde fuera del área, volvió a inquietar la portería de Bravo a pesar de que el tiro, por fortuna para el Barça, se marchó desviado rozando el palo izquierdo. La UD Las Palmas dispuso de más acercamientos peligrosos, y al Barça le salvó la suerte y una gran intervención de Vermaelen. Al final, el equipo culé consiguió llevarse los tres puntos de Gran Canaria y mantener la distancia de seis puntos de ventaja al frente de la clasificación de Liga BBVA 2015-16.

Ficha técnica del partido: Las Palmas 1-2 FC Barcelona


FC Barcelona, 2: Bravo; Alves, Mascherano, Mathieu, Jordi Alba; Sergi Roberto (Vermaelen, 70'), Iniesta, Arda Turan (Ivan Rakitic, 45'); Neymar, Messi y Luis Suárez.
UD Las Palmas, 1: Javi Varas; David García (Nili, 85'), Aythami, Bigas, Garrido; Roque, Momo, Viera (Lemos, 65'), Tana; El Zhar (Araújo, 75') y Willian José.

Goles del partido: Luis Suárez, 6'; Willian José, 10'; Neymar, 38'.
Árbitro: Del Cerro Grande.
Incidencias: Partido correspondiente a la vigésimo quinta jornada de la Liga BBVA 2015-16, disputado en el Estadio de Gran Canaria sin incidencias destacables.

Próximo partido: Arsenal vs Barcelona (Ida 1/8 Champions)

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.