LA TENSIÓN DEL MADRID LLEGA A RUSIA

Los rumores sobre el Real Madrid agobian a Cristiano Ronaldo con Portugal

Cristiano Ronaldo en un entrenamiento con la selección de Portugal
11/06/2018

El tira y afloja entre Cristiano Ronaldo y el Real Madrid continúa siendo protagonista, y ni siquiera el Mundial ha apartado los rumores. En el primer entrenamiento de Portugal en Rusia, el delantero se ha mostrado especialmente tenso con el runrún sobre su futuro

Mientras el estadio Olímpico de Kiev todavía rugía con la victoria del Real Madrid, Cristiano Ronaldo provocaba un incendio del que aún hoy no ha conseguido escapar. Con el pitido final, el de Madeira dejó caer que su etapa en el Santiago Bernabéu ha llegado a su fin, y en esta ocasión no está conviviendo tan bien con los rumores.

Así como en otras convocatorias la selección de Portugal le había servido para desconectar, en esta ha evidenciado que todavía le queda para estar plenamente centrado en el Mundial. Las especulaciones sobre su futuro se han apoderado de la concentración de los suyos, y por momentos, el veterano delantero ha parecido acusar la presión.

En el primer entrenamiento en suelo ruso, se le ha visto algo disperso en sus primeras acciones, especialmente frustrado con sus fallos. Ha hecho falta un par de goles para volverle a ver sonriendo, algo que ha mantenido mientras se acercaba y agradecía el cariño de los aficionados. Demasiada agitación para lo que va de verano.

Precisamente, el punta es la mayor referencia del equipo que se enfrentará a España, una de las aspirantes más firmes al título. En anteriores cruces, el luso ya ha lamentado algún tropiezo importante contra la 'roja', y esta vez pretende ser clave para no complicar el camino de la actual campeona de Europa.

El pulso entre Florentino y Cristiano, nuevo problema para el Real Madrid

Mientras espera al estreno de Portugal en la competición, Cristiano Ronaldo mantiene el pulso con Florentino Pérez por su renovación, prometida por el dirigente pero no cumplida a lo largo del curso. Varias fuentes han señalado que el futbolista quiere quedarse, aunque también considera que con sus gestos, el club le está empujando hacia la salida.

Cada uno está, a fin de cuentas, defendiendo lo suyo, ya que el crack busca asegurar el último gran contrato de su carrera y los 'merengues' no quieren hipotecarse con un atacante que ya tiene 33 años. La solución, hoy por hoy, parece más lejana que nunca, y habrá que ver si el ex del Manchester United consigue dejar sus problemas a un lado.