EL LIVERPOOL ESTARÍA MUY EXIGIDO

Al Barça le interesa mucho que la Premier League se resuelva en la última jornada

Jürgen Klopp en un partido con el Liverpool
18/04/2019

El FC Barcelona se las verá con el Liverpool en las semifinales de la Champions, en un duelo de poder a poder a un paso del título. Los culés desean que la Premier League se resuelva en la última jornada, ya que el esfuerzo de los 'reds' podría pasarles factura

Los partidos de ida ya habían perfilado una de las semifinales de la Champions, que la vuelta confirmó como un FC Barcelona-Liverpool. Catalanes e ingleses se verán las caras en la penúltima ronda de la competición, en un enfrentamiento del que saldrá el principal favorito -al menos sobre el papel-, de cara a la final del 1 de junio en el Wanda Metropolitano, donde estarán también Ajax o Tottenham.

Los dos duelos del cruce se han proyectado para el 30 de abril o el 1 de mayo (ida) y el 7 u o de mayo (vuelta). Este viernes se decidirá concretamente cuándo tendrán lugar ambos encuentros, cuyo orden, eso sí, ya está definido. Primero se la jugarán en el Camp Nou y será el estadio de Anfield el que ponga veredicto a la serie.

Teniendo en cuenta el calendario y las obligaciones de cada uno, los azulgrana ya desean que la Premier League se resuelva en la última jornada, porque libres de Copas, esta es la principal ambición de los hombres de Jürgen Klopp. Hay una diferencia notable en las perspectivas de ambos aspirantes en el campeonato de la regularidad, un factor que podría influir en los compromisos europeos.

El Liverpool es líder con dos puntos sobre el Manchester City pero un partido más, lo que significa que los de Pep Guardiola son la gran amenaza y más ahora que el Tottenham les ha dejado fuera en cuartos de la Champions. Es necesario un tropiezo de los 'sky blues' para que en la orilla roja del Mersey puedan soñar con el título, pero para los intereses culés, bastará con que se mantengan enchufados.

Para mantener el primer puesto, los 'reds' deben ganarlo todo o casi todo, y eso implica no fallar contra Cardiff (fuera) y Huddersfield (en casa) antes de la visita a la Ciudad Condal (cuatro días después). Con cinco días de margen, toca un desplazamiento a Newcastle, antes de volver a casa y, salvo ajuste de la Federación, con tres días libres (si se disputa la vuelta el 8 de mayo), medirse al Barça. Eso, antes de cerrar la competición recibiendo a un peligroso Wolverhampton.

Los pupilos de Ernesto Valverde tiene más ventajas porque aunque no deben descuidar LaLiga, cuentan con una buena renta que se han trabajado a lo largo de todos estos meses, y la final de la Copa del Rey no se disputa hasta el 25 de mayo. Por el camino, quedan la Real Sociedad (en casa), el Deportivo Alavés (fuera) y el Levante (en casa), una cita en la que podría haber alirón si no se falla y rotaciones antes de actuar como anfitrión ante los ingleses (con tres días de margen).

Después hay una salida contra el Celta de Vigo, y separada por tres o cuatro días (y mucho margen para las rotaciones) la decisiva visita a Anfield. El punto final a la temporada se lo pondrán, haya o no triunfos en ambos torneos, un encuentro en casa contra el Getafe, uno a domicilio contra el Eibar y la mencionada final copera. Habrá que ver si la gestión de los esfuerzos juega un papel clave en la eliminatoria.

El calendario del FC Barcelona

  • 20 de abril: FC Barcelona-Real Sociedad
  • 23 de abril: Deportivo Alavés-FC Barcelona
  • 27 de abril: FC Barcelona-Levante
  • 30 de abril o 1 de mayo: FC Barcelona-Liverpool
  • 4 de mayo: Celta de Vigo-FC Barcelona
  • 7 u 8 de mayo: Liverpool-FC Barcelona
  • 12 de mayo: FC Barcelona-Getafe
  • 19 de mayo: Eibar-FC Barcelona
  • 27 de mayo (Final de Copa del Rey): FC Barcelona-Valencia

El calendario del Liverpool

  • 21 de abril: Cardiff -Liverpool
  • 26 de abril: Liverpool-Huddersfield
  • 30 de abril o 1 de mayo: FC Barcelona-Liverpool
  • 5 de mayo: Newcastle-Liverpool
  • 7 u 8 de mayo: Liverpool-FC Barcelona
  • 12 de mayo: Liverpool-Wolverhampton