Luis Suárez, celebrando con sus compañeros un gol marcado al Espanyol

EL 4-4-2 PODRÍA SER LA SOLUCIÓN

El cambio de sistema, la mejor solución para el Barça tras el 'KO' de Suárez

Publicación:12/01/2020 - 19:01h

Actualización:12/01/2020 - 21:45h

La baja de Luis Suárez hasta mayo es un problema importante para un Barça que no tiene repuesto para esa posición. La solución podría pasar por cambiar de sistema y empezar a jugar con un 4-4-2 en lugar de con el habitual 4-3-3

Entradas para los partidos del FC Barcelona

El FC Barcelona se enfrenta ahora a un problema importante tras conocerse el tiempo que estará de baja Luis Suárez. El charrúa no podrá volver a vestirse de corto hasta mayo y los azulgrana se van a quedar sin delantero centro hasta entonces. No hay otro '9' puro en la plantilla y, a no ser que se fiche en este mercado de fichajes invernal, Ernesto Valverde deberá buscar otras opciones para su once.

Si el 'Txingurri' continúa en el Barça, tendrá que ser el encargado de sacar adelante la situación sin el de Salto. La solución más sencilla sería recolocar a Antoine Griezmann como 'falso delantero' y poner a Ansu Fati en la izquierda hasta que regrese Ousmane Dembélé. También es muy factible que sea Leo Messi quien juegue en el centro con el galo y el juvenil por los costados. Ninguna de estas alternativas trastocarían demasiado el once y el esquema del técnico extremeño.

Pero no por ser las opciones más fáciles tienen porqué ser las mejores que tiene el de Viandar de la Vera en la plantilla. De hecho, la mejor solución posible podría ser precisamente la más rompedora. El cambio de sistema podría ser el mejor remedio a la baja de larga duración de Luis Suárez. Pasar del 4-3-3 tan habitual a un 4-4-2 podría ser justo lo que necesita el Barça para mejorar su rendimiento y paliar mientras la lesión del uruguayo.

Con un 4-4-2, Messi y Antoine Griezmann podrían tener mucha más libertad arriba que en el 4-3-3. El '10' y el '17' podrían moverse por todo el frente de ataque para volver locos a los centrales rivales, que nunca tendrían marca. Para ello, sería necesario que detrás de ellos jugase un jugador con llegada, físico y gol como Arturo Vidal. El chileno aportaría ese 'plus' necesario de carácter sin Suárez en el campo, además de su facilidad para llegar al área rival.

Tras el argentino, el galo y el chileno, De Jong, Rakitic y Busquets controlarían el centro del campo. Arthur podría entrar por el croata una vez se recupere para darle más dominio todavía al Barcelona en el medio. Con ellos y con Vidal por delante, los culés podrían mejorar su control de los partidos, que hasta el momento ha sido muy irregular. Con cuatro medios y con Messi y Griezmann arriba, nadie podría quitarle el balón a los blaugrana si todos están a su nivel.

El cambio de sistema puede ayudar a defender mejor

Hay que tener en cuenta muchos factores con este cambio de esquema, pero tal y como está el Barça es complicado que el equipo vaya a peor. Además, con cuatro medios se reforzaría la defensa, ya que habría un jugador más a la hora de recuperar el esférico y ayudar a los zagueros. Los problemas defensivos de los culés este curso están siendo muy evidentes y esta podría ser una solución para paliarlos. La baja de Suárez es un contratiempo importante en ataque, pero está en manos de Valverde que pueda terminar siendo algo positivo en otras facetas del juego.

Próximo partido del FC Barcelona

Champions League | Vuelta
FC Barcelona
Nápoles

FC Barcelona - Nápoles

Lunes, 1 de junio de 2020 Horario sin especificar
Estadio Camp Nou
Comprar entradas
Calendario FC Barcelona
Hoy destacamos

Lo más leído