Ernesto Valverde recuperaría el 4-2-3-1

VALVERDE CAMBIARÍA DE ESQUEMA

El fichaje de Malcom deja las cosas claras: así jugará el Barça 2018-19

Publicación:24/07/2018 - 20:45h

Actualización:25/07/2018 - 10:40h

El FC Barcelona ha apostado finalmente por el fichaje de Malcom en el centro del campo, un jugador de perfil distinto al de Willian, pese a que similar en algunos aspectos. Todo ello deja al descubierto el esquema empleado por Valverde

Ver calendario del FC Barcelona

Después de las llegadas de Clément Lenglet y de Arthur Melo, el FC Barcelona ha hecho oficial este martes el fichaje de Malcom, procedente del Girondins de Bordeaux. El jugador brasileño se incorpora al FC Barcelona para apuntalar la delantera a cambio de 41 millones de euros más uno en concepto de variables, firmando su vinculación culé por cinco temporadas.

El fichaje de Malcom dista en bastantes cosas del de Willian, que hasta esta semana era el candidato número uno a reforzar el carril derecho del equipo azulgrana. La principal es que el ex del Girondins de Bordeaux es un jugador que tiene más llegada al área, aunque algo menos de trabajo defensivo, algo que ocasionaría cambios en el esquema.

Tal y como se está configurando la plantilla del FC Barcelona, todo parece preparado para que Ernesto Valverde recupere el 4-2-3-1 que usaba en el Athletic Club de Bilbao. Si el fichaje de Arthur Melo y el interés por De Jong o Rabiot ya reforzaban esta teoría, el hecho de incorporar a Malcom deja claro que el nuevo esquema es una posibilidad muy real. 

En este sentido, Malcom actúa como extremo por la derecha, algo que ocasionaría un duelo de espadas con Ousmane Dembélé para hacerse con la titularidad en dicho puesto. Por la izquierda andan Philippe Coutinho y Denis Suárez, mientras que Leo Messi tendría plena libertad para moverse como mediapunta, con Luis Suárez como referencia.

Otra posibilidad que se abre con el fichaje de Malcom es la de recuperar el 4-3-3 característico durante los últimos lustros en el FC Barcelona. En ese caso, Leo Messi sería el delantero centro, mientras que Luis Suárez actuaría en la banda izquierda. El extremo derecho nuevamente estaría en disputa entre Dembélé y Malcom.

Malcom, Dembélé y el trabajo defensivo

Si Ernesto Valverde decidiese mantener el 4-4-2, el juego de Malcom o de Ousmane Dembélé se vería resentido, ya que hacerles trabajar demasiado en tareas de recuperación les alejaría de la portería, algo que les perjudicaría demasiado en su juego. Hombres de perfil distinto como Coutinho sí pueden desarrollar dicha tarea, pero tanto el nuevo fichaje como el francés deberán amoldarse a lo que pida el Txingurri.

Hoy destacamos

Lo más leído