Clément Lenglet en un partido con la selección de Francia

LO CONFIESA SU PADRE

Los ídolos y referentes con los que Lenglet se indentificó de niño

Publicación:11/09/2019 - 10:33h

Actualización:11/09/2019 - 10:33h

Clément Lenglet fue uno de los mejores centrales de Europa la temporada pasada. El francés se hizo hueco en el Barça y esta campaña por fin se lo ha hecho en Francia. Su padre habló sobre sus referentes cuando era más joven

Entradas para los partidos del FC Barcelona

Clément Lenglet ha pasado al siguiente nivel. El central ya se encuentra en la élite de Europa en su posición y no hay nadie que discuta su calidad. La temporada pasada fue la de su llegada al máximo nivel competitivo y esta va a ser la de su confirmación. El de Beauvois es ya titular indiscutible tanto en el FC Barcelona como en la selección francesa.

Didier Deschamps tardó en confiar en el ex sevillista y no le convocó hasta el pasado mes de junio. Mientras él destacaba como titular en el Barça, el seleccionador seguía llevando a Samuel Umtiti o a otros zagueros que no jugaban o que tenían menor nivel. Pero el técnico por fin ha abierto los ojos y parece que Lenglet va a ser un fijo con Francia desde ahora.

El defensa está de moda en su país y por eso la prensa se ha ido a hablar con su padre. Sebastien Lenglet habló de los ídolos que tuvo su hijo cuando era niño y como empezó a cambiarlos a medida que fue creciendo. "De niño, Clément veía vídeos de Zidane y Ronaldinho. A partir de los 14, en cambio, tuvo dos nuevos referentes: Paolo Maldini y Laurent Blanc. Pasó horas mirando vídeos de ellos", reconoció a L'Equipe.

Laurent Blanc fue su gran referente y se fijó en él por su falta de velocidad. Philippe Lambertl entrenador suyo en categorías inferiores, le recomendó que viese vídeos suyos para ver cómo defendía sin ser demasiado rápido. "Recuerdo que funcionó porque nos dijo: ‘No soy rápido’. Le pusimos el ejemplo de Blanc, con esa necesidad de anticiparse a la carrera del delantero rival", explicó.

Lenglet todavía tiene margen de mejora

Aunque por su manera de jugar no lo parezca, Lenglet tiene solo 24 años. El central tiene todavía mucho futuro por delante y puede mejorar en muchas facetas del juego. En el Sevilla se le vieron maneras y destacó en LaLiga, pero en el Barcelona ha dado un salto de calidad importante. Se espera que en las próximas campañas siga puliendo aspectos de su juego para ser todavía mejor.

Para mejorar va a tener a su lado a uno de los mejores centrales del mundo en esta última década. Gerard Piqué ha dominado todos los aspectos del juego que debe dominar un central de categoría y el francés aprende de él día a día. Igual que el catalán, tiene calidad y temple para sacar el balón jugado, una cualidad que en el Barça es clave. Si sigue creciendo como hasta ahora, podría terminar siendo uno de los mejores zagueros de la próxima década.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.