Samuel Umtiti, Semedo y Roberto en un rondo

LA ZAGA SIGUE DEJANDO DUDAS

La defensa sigue siendo el gran lunar del proceso de renovación del Barça

Publicación:28/05/2020 - 00:54h

Actualización:28/05/2020 - 07:55h

El FC Barcelona entró hace unos años en un periodo de renovación del equipo para seguir compitiendo al más alto nivel cuando los más veteranos se acaben marchando. Este plan parece que va funcionando en el medio y la delantera, pero no en defensa

Ver calendario del FC Barcelona

El FC Barcelona comenzó hace unos años un proceso lento y gradual de reconstrucción en todas las zonas del campo. Los azulgrana se dieron cuenta que los más veteranos necesitaban reemplazos y comenzaron a fichar a jóvenes talentos que algún día podrían sucederles. Bajo esa premisa llegaron por ejemplo Ousmane Dembélé, Clément Lenglet, Arthur Melo, Frenkie de Jong o más recientemente Francisco Trincao. Además, también llegó Antoine Griezmann, que a sus 29 años podría ser el sucesor a corto plazo de un Leo Messi que en junio cumplirá 33.

También irrumpió de la nada Ansu Fati, que si sigue progresando como hasta ahora podría ser uno de los puntales del Barça del futuro en la delantera. Con él, Trincao, Griezmann y probablemente Lautaro Martínez, que está cerca de ser blaugrana, a falta de retoques los catalanes parecen tener asegurado el futuro a medio y largo plazo en la delantera. Quedaría ver qué pasa con Dembélé, ya que el francés sin lesiones está llamado a ser uno de los mejores extremos del mundo. Si deja atrás sus problemas físicos, la línea de ataque culé tiene cuerda para rato.

Con el centro del campo sucede lo mismo que con la delantera. Sergio Busquets ya ha entrado en la recta final de su carrera, igual que Messi y Luis Suárez, pero el Barcelona no ha dudado en fichar a gente para suplir al de Badia. De Jong está llamado a ser su relevo directo en cuanto empiece a flojear, mientras que Arthur debería ser 'el nuevo Xavi'. El brasileño ya está en ello, mientras que por detrás llegan Carles Aleñá, Álex Collado y Riqui Puig de la cantera, y Pedri de Las Palmas. Todos tienen talento y podrían ser importantes en el futuro del club.

Pero lo bien que parece que se está trabajando en la media y la delantera es proporcional a lo mal que están funcionando las apuestas para la defensa. Nélson Semedo llegó en 2017 para suceder a Dani Alves y tres años después sigue sin ser titular indiscutible. El futuro del luso, de hecho, parece que está fuera del Camp Nou y podría salir este verano. Moussa Wagué, al que se fichó como proyecto de futuro, tampoco ha funcionado y está en la puerta de salida. Emerson Royal, cedido en el Betis, es la gran esperanza azulgrana, pero parece que no llegará hasta 2021.

El lateral izquierdo es aún más caótico que el derecho, ya que Jordi Alba tiene ya 31 años y el futuro del puesto no pinta bien ahora mismo. Junior Firpo fue el elegido por el Barcelona el verano pasado, pero el ex del Betis no ha rendido como se esperaba y se dice que podría entrar en la 'Operación Lautaro'. Además, por el camino se ha dejado ir a Marc Cucurella, que en el Getafe se ha salido. Además, Juan Miranda, la apuesta del club por delante del azulón, no ha jugado nada en su cesión al Schalke y su futuro como culé pende de un hilo.

Solo Lenglet convence en el centro de la defensa 

Por último, en el centro de la defensa solo Lenglet es una certeza. El ex sevillista ha rendido incluso mejor de lo que se esperaba cuando llegó en 2018. Con Quique Setién no es indiscutible como sí lo fue con Ernesto Valverde, pero para el club es un fijo de cara al futuro. De hecho, es la única pieza que no deja dudas, ya que tanto Umtiti como el ahora cedido Jean-Clair Todibo tienen un pie fuera. El joven francés llegó en enero de 2019, pero se ha marchado al Schalke cedido casi sin jugar de blaugrana, y ahora parece que se marchará traspasado para hacer caja.

El caso de 'Big Sam' es sin duda el más sangrante, ya que a estas alturas debía ser el líder de la zaga. Con 26 años, después de salirse en sus dos primeras campañas, debía ser su momento, pero las lesiones le han lastrado y ahora es una sombra de lo que fue. El Barça quiere deshacerse de él y esperan poder traspasarle o incluirle en el traspaso de Lautaro. Ronald Araújo, que apunta a cuarto central el curso que viene, es la esperanza a largo plazo, pero hace falta un central de categoría para sustituir a un Gerard Piqué que ya tiene 33 años. En resumen, el Barcelona necesita renovar casi toda su línea defensiva, pero por suerte para Bartomeu y Abidal, parece que ese 'marrón' se lo comerá la próxima directiva en 2021.

Próximo partido del FC Barcelona

La Liga | Jornada 37
FC Barcelona
Celta de Vigo

FC Barcelona - Celta de Vigo

Domingo, 16 de mayo de 2021 18:30h
Estadio Camp Nou
Calendario FC Barcelona
Hoy destacamos

Lo más leído