Quique Setién, Josep Maria Bartomeu y Éric Abidal en una rueda de prensa del Barça

LA PLANIFICACIÓN AVANZA

El Barça ya habría elegido sus objetivos para la próxima temporada

Publicación:13/03/2020 - 16:27h

Actualización:13/03/2020 - 16:28h

El Barça tiene prevista una importante reforma de la plantilla en el verano 2020, y su planificación deportiva avanza a buen ritmo. Los catalanes ya habrían elegido a sus objetivos para la temporada 2020-21

Entradas para los partidos del FC Barcelona

El verano 2020 está marcado en rojo en el calendario del FC Barcelona, que afrontará una profunda reforma de su equipo. La campaña 2019-20 ha dejado malas sensaciones en la Ciudad Condal, donde ha habido numerosos problemas provocados por una planificación deficiente y una plaga de lesiones. La intención es reaccionar cuanto antes, y por eso ya se ha adelantado mucho trabajo en los despachos del Camp Nou.

Según 'Mundo Deportivo', los azulgrana ya han elegido a sus objetivos para la próxima temporada, en la que se pretende rejuvenecer la plantilla sin perder una calidad indispensable en la lucha por los títulos. Sólo excepciones como Leo Messi, Sergio Busquets o Gerard Piqué podrían librarse de la criba, sobre todo por su valor como referentes de la Masia y por su influencia como líderes del vestuario -los tres son capitanes-.

Josep Maria Bartomeu, Éric Abidal y Quique Setién forman un eje clave para la planificación, pese a que dos de ellos están amenazados y al presidente le queda poco más de un año antes de las elecciones. El entrenador está decidido a demostrar que merece continuiar al frente del grupo, y no ha hecho ninguna petición concreta a un secretario técnico que sigue adelantando faena aunque podría ser relevado pronto. El míster, eso sí, ha dado el visto bueno a los candidatos a reforzar al primer equipo -también existen cuentas pendientes en el filial y categorías inferiores-.

La línea más necesitada es la delantera, en la que destacan nombres como Lautaro Martínez, Neymar y Timo Werner. Los 60 millones de euros que marca la cláusula de rescisión del alemán le convierten en el más asequible, aunque está complicado porque la competencia es feroz y el joven se está dejando querer por la Premier League. La del argentino asciende a 111 millones de euros, un precio mucho más alto pero quizá con un convencimiento mucho mayor, como el del brasileño, tasado en 180 por un PSG que no se anda con rodeos. 

La defensa también está abierta a retoques, que podrían ser más o menos sonados en función de las decisiones que se tomen. Como en el caso de Luis Suárez, hace falta un heredero para Piqué, que sería la prioridad relativa a esta parcela. Con Clément Lenglet consolidado, también habrá que 'mojarse' con Samuel Umtiti, que podría acabar traspasado para pagar a un recambio menos irregular y con mayor confianza en sus condiciones físicas. Con el lateral izquierdo apuntalado, el derecho podría reorganizarse si Nélson Semedo entra en alguna operación.

Finalmente, el centro del campo y la portería no presentan necesidades tan urgentes, aunque dependerán de los movimientos en verano. Arturo Vidal e Ivan Rakitic serán ventas casi seguras, y toca comprobar si con los ascensos del filial es suficiente o también sería conveniente apostar por alguna incorporación. Bajo palos, está subrayada en rojo la renovación de Marc-André ter Stegen, que podría continuar respaldad por Neto Murara si no se encuentra una alternativa mejor para el brasileño.

La operación salida será clave para el Barça

Aunque los fichajes son lo que llama más la atención, la operación salida será vital para el Barça, que para cuadrar sus balances y no tener problemas económicos debería vender por un valor superior a los 100 millones de euros, una cantidad que ya se empezó a cubrir en la pasada ventana invernal. Esa no es su única obligación, ya que para engordar el presupuesto tendrá que colocar a algunas de sus estrellas.

Las opciones de los azulgrana por los Lautaro, Neymar y demás podrían depender de cómo muevan sus piezas, ya que hay futbolistas muy caros, aunque algo venidos a menos, por los que se podría sacar un buen puñado de millones. El ejemplo más claro es un Philippe Coutinho por el que se busca un mínimo de 80 'kilos', pero también habrá que estar muy atentos al futuro de Ousmane Dembélé e incluso al de Antoine Griezmann.

Próximo partido del FC Barcelona

La Liga | Jornada 37
FC Barcelona
Osasuna

FC Barcelona - Osasuna

Jueves, 16 de julio de 2020 21:00h
Estadio Camp Nou
Calendario FC Barcelona
Hoy destacamos

Lo más leído