Ousmane Dembélé, después de lesionarse por enésima vez en el Barça

LLEGÓ EN AGOSTO DE 2017

Ousmane Dembélé, mil días en el Barça que se dividen en lesiones y polémicas

Publicación:20/05/2020 - 19:34h

Actualización:20/05/2020 - 19:34h

En casi tres años, si algo ha demostrado Ousmane Dembélé en el FC Barcelona es que es un jugador del que nunca uno se puede fiar. Con un talento gigante, sí, igual que su fragilidad física

Entradas para los partidos del FC Barcelona

Ousmane Dembélé selló su fichaje por el FC Barcelona el 24 de agosto de 2017 como consecuencia semi-inmediata a la marcha de Neymar Jr al Paris Saint-Germain, que se había producido apenas dos semanas antes. El joven astro francés dejaba así el Borussia Dortmund tras únicamente una campaña en el conjunto entrenado entonces por Thomas Tuchel, con el que se erigió como máximo asistente de las grandes ligas europeas junto con Neymar, precisamente.

Sin duda era un futbolista que prometía -y lo sigue siendo-, pero transcurridos sus primeros 1.000 días en el FC Barcelona puede decirse que hemos visto más sombras que luces. 74 partidos jugados, 66 en la enfermería por un total de 9 lesiones -algunas de ellas de gravedad-, 16 goles y una lista de retrasos y polémicas que, aunque han ido decreciendo con el paso del tiempo, no dejan en buen lugar su compromiso con el club.

Costó 105 millones de euros más 40 'kilos' más en variables, convirtiéndose por aquel entonces en el fichaje más caro de la historia del FC Barcelona -aún no había llegado Coutinho-, cuando el verano anterior el Borussia Dortmund le había fichado procedente del Rennes a cambio de 15 'kilos'. Sin duda los alemanes hicieron un gran negocio, y el tiempo así lo ha demostrado.

El 'via crucis' del francés es una evidencia comprobada, y comenzó casi al principio de LaLiga en la temporada 2017-2018. Fue contra el Getafe y tuvo precisamente una lesión calcada a la que le ha hecho perderse lo que queda de curso hasta el mes de agosto, cuando quizá tenga la oportunidad de reaparecer para jugar algunos partidos de Champions League.

En septiembre de 2017, tuvo que retirarse del Coliseum Alfonso Pérez tras romperse el tendón del bíceps femoral del muslo izquierdo. Fue operado en Helsinki, estuvo 106 días parado, se perdió 20 encuentros y no regresó hasta comienzos de enero de 2018. Tan sólo 11 días después de volver, sin embargo, Dembélé se volvió a romper. Fue en un Real Sociedad-Barça el 15 de enero de 2018, cuando se fue lesionado por una rotura fibrilar en el semitendinoso del muslo izquierdo. No pudo volver a los campos hasta el 11 de febrero, perdiéndose de esta manera siete partidos por lesión.

Pudo jugar algunos partidos más tras su recuperación y, cuando parecía que lo peor había pasado y que por fin podría acelerar su adaptación al equipo, Dembélé cayó lesionado de nuevo en el último encuentro de Liga contra la Real Sociedad. Por suerte para él ya no se perdió ningún partido más por culpa de ese esguince en el tobillo derecho, pero fue un nuevo golpe a su confianza.

La siguiente lesión importante no fue hasta enero del 2019, cuando padeció un nuevo esguince, aunque esta vez en el pie izquierdo. Estuvo 'KO' alrededor de un mes y no volvió a los campos hasta febrero. Se perdió en total cinco compromisos. No sería hasta marzo cuando empezaría su tormento con el bíceps femoral, al lesionarse en el izquierdo. Permaneció alejado de los terrenos de juego hasta abril y se perdió cuatro encuentros y casi un mes de competición.

Duró sano un mes y antes de terminar esa campaña volvió a recaer contra el Celta de Vigo, cuando no se habían jugado ni 30 segundos de partido. Esta vez fueron los isquiotibiales de la derecha, que le hicieron perderse lo que faltaba de curso, no disputando ni la vuelta de las semifinales de Champions contra el Liverpool, ni la final de Copa contra el Valencia.

A la tercera no fue la vencida: La temporada 2019-20, un horror

Pese a dos temporadas marcadas por las lesiones, se creía que este tercer curso sería el de su eclosión definitiva. En el club volvieron a equivocarse, y el tiempo ha vuelto a demostrarlo. Dembélé cayó lesionado en el debut del Barça en Liga contra el Athletic. El extremo galo sufrió una rotura de fibras en la pierna izquierda. Se negó a pasar las pruebas tras el partido y no lo hizo hasta dos días después, en un episodio del que se habló mucho y que supuso una nueva polémica con el club, tras sus retrasos intermitentes y alguna falta injustificada en los entrenamientos.

Después de pasarse un mes lesionado y de perderse cinco partidos, volvió en septiembre y, cuando parecía ya recuperado, sufrió más molestias que le obligaron a perderse otro choque más. A finales de noviembre, cuando estaba empezando a entrar en dinámica por fin, se le diagnosticó una rotura del bíceps femoral que le había hecho estar de baja hasta ahora. Llevaba más de dos meses sin jugar, habiéndose perdido 15 citas, pero su reaparición estaba cada vez más cerca. Cuando todo parecía empezar a mejorar, el galo se volvió a romper. Y así hasta ahora.

Actualmente se encuentra inmerso en un proceso de recuperación que, en teoría, le permitiría volver a jugar en agosto. Pero conociendo su fragilidad física, no se prevé que Setién vaya a alinearle en los partidos más exigentes de Champions League, si es que el Barça llega a jugarlos, teniendo en cuenta que habrá estado parado y sin competir durante todo el año 2020. ¿Le queda a Dembélé alguna oportunidad más en el Barça? Este verano lo sabremos.

Próximo partido del FC Barcelona

La Liga | Jornada 36
Valladolid
FC Barcelona

Valladolid - FC Barcelona

Sábado, 11 de julio de 2020 19:30h
Estadio José Zorrilla
Calendario FC Barcelona
Contenido relacionado
Hoy destacamos

Lo más leído