Los jugadores de Alemania celebran un gol contra Holanda

DE LIGT LOGRÓ MARCAR

Alemania se venga de Holanda en Amsterdam con un gol en el último suspiro (2-3)

Publicación:24/03/2019 - 23:28h

Actualización:24/03/2019 - 23:28h

Se enfrentaban Holanda y Alemania después del éxito 'oranje' en la UEFA Nations League, y en el camino hacia la Eurocopa se impuso la 'mannschaft'. Un tanto en el último suspiro de Nico Schulz significó la victoria visitante en un duelo vibrante en el Johan Cruyff Arena

Entradas para los partidos del FC Barcelona

Este domingo había partido grande en un Johan Cruyff Arena de gala, y Holanda y Alemania estuvieron a la altura del aniversario del ídolo neerlandés. Se cumplían tres años de su fallecimiento y los suyos no pudieron regalarle una victoria, porque en el último minuto se la llevó una 'mannschaft' que colaboró para sellar al menos un enfrentamiento vibrante, que regaló una interesante dosis de fútbol.

El primer tramo del encuentro fue claramente para los visitantes, que además lograron trasladar su acierto al marcador. Sabedores de la calidad de su rival con el balón en los pies, mordieron los germanos en la salida del balón, y su presión tuvo recompensa con las pérdidas de los de casa y unas ofensivas de muchas revoluciones que acabaron significando una ventaja sólida.

Tras el intercambio de ocasiones entre Serge Gnabry y Ryan Babel, fue Leroy Sané quien abrió la lata, beneficiándose de un gran centro raso de Nico Schulz y un inoportuno resbalón de Matthijs de Ligt que le permitió batir a Jasper Cillessen sin oposición. Babel encabezó la reacción con dos llegadas peligrosas, pero los que volvieron a marcar fueron los blanquinegros.

Gnabry volvió a tirar una diagonal desde la banda izquierda y recordó a los mejores tiempos de Arjen Robben, porque a la que encontró el hueco, lanzó un disparo que se coló por la misma escuadra del arco holandés. 0-2 y el compromiso cuesta arriba para los hombres de Ronald Koeman, a los que Cillessen tuvo que salvar una vez más antes del descanso.

El de Zaandam tocó la corneta en el paso por vestuarios, porque su equipo salió con una cara muy distinta en la reanudación. Salió Steven Bergwijn de inicio, cambió la actitud y en apenas dos minutos hubo premio, cuando De Ligt se resarció de su error coronando un gran centro de Memphis Depay, que rescató una acción que amenazaba con perderse tras un córner sacado en corto.

La sinfonía neerlandesa volviá a escucharse sin estridencias sobre el verde, y el propio Depay ponía la puntilla a una Alemania superada. En el barullo del área, el más listo fue Georginio Wijnaldum, que cedió para que el crack del Olympique de Lyon encontrara la rendija en un bosque de piernas y disparara sin piedad para hacer inútil la estirada de Manuel Neuer.

Bajó algo el ritmo con el empate, pero el electrónico lo decantó un chispazo en el minuto 90. Los de Joachim Löw no querían irse otra vez de vacío -porque Holanda les hizo descender en la UEFA Nations League- y salvaron el honor en un coletazo, en una penetración por banda izquierda que Marco Reus sirvió al corazón del área para que la recogiera su lateral, un Nico Schulz que de zurda puso el cuero lejos del alcance de Cillessen.

El Barça vivió en directo el Holanda-Alemania

Quien estuvo muy pendiente del vibrante Holanda-Alemania fue el FC Barcelona, que envió a uno de sus representantes a presenciar el partido. Los catalanes tomaron nota de sus jugadores, aunque sólo pudieron ver otra exhibición de Jasper Cillessen y a Frenkie de Jong, porque para variar, Marc-André ter Stegen no jugó, y además, observaron a Matthijs de Ligt y a algunas de las perlas de ambos combinados, por si en el futuro hubiera que afrontar algún otro movimiento en el mercado.

Próximo partido del FC Barcelona

La Liga | Jornada 8
Alavés
FC Barcelona

Alavés - FC Barcelona

Sábado, 31 de octubre de 2020 21:00h
Estadio de Mendizorroza
Calendario FC Barcelona
Hoy destacamos

Lo más leído