Mohamed Salah, rezando antes del partido contra Rusia

RUSIA 3-1 EGIPTO

Salah marca pero Egipto tiene pie y medio fuera del Mundial

Publicación:19/06/2018 - 23:06h

Actualización:20/06/2018 - 01:28h

La Egipto de Mohamed Salah volvió a caer derrotada este martes contra Rusia (3-1), tras la primera derrota sufrida hace unos días ante Uruguay (0-1), y tiene ya pie y medio fuera del Mundial 2018. Rusia, por su parte, ya es equipo de octavos

Ver calendario del FC Barcelona

La selección de Rusia fue demasiado para la Egipto de Mohamed Salah. La gran estrella del Liverpool, y gran revelación de esta última temporada 2017-18 a nivel internacional, no pudo contrarrestar el efectivo juego combinativo de Rusia, que está con la moral por las nubes y exhibiendo un fútbol de lo más atractivo desde que dio comienzo el Mundial 2018.

Si ya sorprendió al endosar un 5-0 a Arabia Saudí en el partido inaugural, en esta ocasión dominó a Egipto por 3-1 gracias a las dianas de Cheryshev y Dzyuba, que se unieron a un gol en propia portería de Fathy. Mohamed Salah dispuso de un penalti para recortar distancias, pero más allá del gol y de algún destello de calidad, no fue capaz de ofrecer un juego regular y consistente.

Rusia mereció con creces la victoria, y con sus seis puntos en dos partidos puede decirse que ya es equipo de octavos de final, mientras que Egipto, con sus dos derrotas, está prácticamente eliminada de la siguiente ronda. De hecho, deberá esperar a que Uruguay pierda su partido contra Arabia Saudí, algo complicado, y además ganar por goleada a Arabia Saudí en el último partido.

Incluso así, tampoco dependería de sí misma, dado que un empate entre Rusia y Uruguay en la última jornada de la fase de grupos daría el pase a ambos combinados a la siguiente ronda. No ha tenido suerte por lo tanto Mohamed Salah, que se perdió el primer partido contra Uruguay por culpa de la lesión que arrastraba desde la final de la Champions League, y que en este segundo choque no ha logrado ser decisivo.

Rusia, la gran sorpresa del Mundial 2018

La otra cara de la moneda es Rusia, que con sus ocho goles ya ha superado la máxima cantidad de goles que ha logrado marcar jamás en un Mundial. Cheryshev, además, es el primer jugador ruso que marca en dos partidos seguidos de un Mundial desde 1994.

Estadísticas que dicen mucho de lo bien que ha empezado Rusia su andadura en el Mundial, cuando hace apenas unos meses muy pocos apostaban por ver al combinado europeo en la ronda de octavos de final, o al menos no desplegando un fútbol tan atractivo.

Hoy destacamos

Lo más leído