Ronald Koeman, en la derrota del Barcelona ante el Cádiz

"DOCTRINA KOEMAN"

PREOCUPANTE: Silencio total en el banquillo del Barcelona durante los partidos

Publicación:11/12/2020 - 14:12h

Actualización:11/12/2020 - 14:12h

El banquillo del FC Barcelona, desde sus jugadores hasta el técnico, Ronald Koeman, vive los partidos con un tenso silencio inculcado por el neerlandés

Ver calendario del FC Barcelona

Ronald Koeman es un entrenador que destila algo de frialdad en todos los sentidos. Una de sus muestras principales de esta característica tan suya, es la de mantener la calma durante la dirección técnica de los partidos que afronta con el FC Barcelona, situación que, explicada por él mismo, surge debido a que, cuando era jugador, no le gustaba ver a los estrategas siendo escandalosos y gesticulando en exceso durante los enfrentamientos. El mantenimiento del temple también es una muestra de personalidad. 

Así lo explicó él mismo neerlandés el pasado lunes y lo demostró poco después, en el partido ante la Juventus, que terminó con una goleada de 0-3 a favor de los italianos. En el mismo, fiel a su estilo, el exseleccionador del equipo nacional de los Países Bajos dio pocas indicaciones, estuvo un buen tiempo sentado y sobre todo, cuando se pitó el segundo penalti del partido y el banquillo de la Vecchia Signora hizo todo el escándalo posible, pidiendo la segunda tarjeta amarilla para Lenglet, Koeman les enfrentó y les pidió silencio.

Un reflejo de esta circunstancia se ve en el banquillo de suplentes en cada partido, desde que Koeman fue contratado como entrenador del Barcelona. Los jugadores que no forman parte del once titular del Barcelona son los más silenciosos siempre, puesto que no hablan entre ellos, ni aplauden las jugadas de sus compañeros en el campo, ni critican las decisiones arbitrales. Simplemente están sentados, esperando su turno para entrar al encuentro.

Ambas situaciones se han vuelto notables gracias a la falta de público que ha sido consecuencia de la pandemia de la covid-19, dado que esto permite escuchar con más claridad lo que sucede en los banquillos, al borde de la cancha. Mientras los técnicos y los suplentes de otros equipos aúpan a sus jugadores y destilan energía pura, Koeman y sus pupilos mantienen la calma y la frialdad. 

¿Falta de ánimo o respeto al rival?

A pesar de la explicación que Ronald Koeman dio a los medios, sobre su exceso de temple a la hora de dirigir los partidos del FC Barcelona, sigue siendo curiosa la situación, debido a que, a pesar de que el neerlandés tiene sus razones para comportarse así, también es cierto que parte de la dirección técnica pasa por el correcto manejo de los grupos a los que se dirige. Y esto, sin duda, debería traducirse en muestras de compañerísmo y energía, desde todo el banco de suplentes hacia los jugadores que están disputando el partido.

La contraparte directa de esta característica de Koeman la lucen Diego Pablo Simeone y sus jugadores, quienes siempre están metidos en el partido y dan muestras físicas de carácter y de ganas. Quizás Koeman es excesivamente respetuoso, en un deporte que tienen mucho de mentalidad y que sin duda necesita un impulso más que una corta charla en voz baja a los jugadores, antes de que los mismos entren a la cancha a enfrentarse a los rivales. 

Próximo partido del FC Barcelona

La Liga | Jornada 35
FC Barcelona
Atlético Madrid

FC Barcelona - Atlético Madrid

Sábado, 8 de mayo de 2021 16:15h
Estadio Camp Nou
Calendario FC Barcelona
Contenido relacionado
Hoy destacamos

Lo más leído